Cocina & Salud > Salud & Alimentos

Su majestad, el sándwich

Su majestad, el sándwich
Cuántas veces hemos preferido sacrificar una comida en toda regla para tener tiempo y poder ir a hacer un poco de gimnasia, cualquier actividad saludable, estudiar alguna materia, leer un libro, ver una buena película o, por qué no, para seguir jugando a las cartas.

En esta circunstancia se encontraba el cuarto conde de Sándwich, jugador empedernido de naipes, cuando un día, el camarero de su club social le anunció que su carne estaba servida, a lo que nuestro buen aristócrata respondió rápidamente: “¡Pues que me la traigan entre dos rebanadas de pan!”. Y así, de esta curiosa manera, fue como nació el sabroso sándwich que todos conocemos.

El pan

Lo habitual es preparar los sándwiches con pan de miga o pan de molde pero, cuidado, porque si viajamos a otros países, como Francia, veremos que se llama sándwich a lo que nosotros llamamos bocadillo. Por lo tanto, si lo que queremos es un sándwich de pan de molde propiamente dicho, deberemos especificarlo.

El pan de molde puede ser blanco o integral, existen múltiples variedades. Según los ingredientes que vayamos a utilizar elegiremos uno u otro. Podemos preparar sándwiches con pocas calorías a partir de pan con fibra lipoactiva, que rellenaremos, por ejemplo, con pavo y manzanas. Aparte del pan que se encuentra previamente cortado en muchas panaderías, se puede utilizar el pan de molde entero, que haremos cortar a nuestro gusto, más fino o más grueso. Las rebanadas más anchas resultan idóneas para sándwiches que pensamos servir tostados. Los panes de molde que se venden sin partir pueden ser muy útiles si queremos utilizar algunos trozos para adornar este sabroso y práctico plato.

Presentación

A parte de presentar los sándwiches en la forma tradicional, en triángulos, cuadrados y rectángulos sobre una fuente o plato, también existen otras posibilidades. Por ejemplo, si se va a servir a niños, le sugerimos que componga una casita colocando dos pilas juntas de sándwiches rectangulares cubiertos con algunos de forma triangular colocados encima, a modo de tejado. Con un poco de mantequilla blanda puesta en la manga pastelera podrá dibujar las ventanas o las puertas de la casita.

Tambien puede sacar, cortando con un cuchillo bien afilado, la miga de un pan de molde entero, dejando hueco el interior. Luego cortará esa miga en cuadrados pequeños que, posteriormente volverá a introducir en el pan de molde. Así, el mismo pan le servirá como original caja de presentación. Los enrollados resultan muy decorativos porque, al cortarse horizontalmente, forman espirales de colores. Otra forma muy habitual es presentar el pan sin los bordes. Podrá encontrarlo preparado ya de esta manera en tiendas y supermercados.

Nutrición y sandwiches

Afirman que la primera regla al hacer o comprar un sándwich es observar qué se lo pone. Untarlo con mayonesa de forma generosa es una forma fácil de hacer que el contenido de grasas y calorías se vaya a las nubes. Los aderezos de ensalada que algunos usan, como el roquefort, hacen lo mismo. Se deben elegir condimentos de bajo contenido de grasas o sin grasa directamente. Si se está haciendo el pedido en un comercio y no tienen la opción de condimentos de bajas calorías, se puede pedir que coloquen los condimentos aparte.

Consultada por Clarín, Mónica Katz, médica y codirectora del posgrado en Nutrición de la Universidad Favaloro, consideró: "Un sándwich es un muy buen alimento, pero depende de qué se le ponga. Hay que dejar de demonizar a ciertos alimentos". Y agregó: "Hoy no se puede dividir a los alimentos entre buenos y malos, sino que sean sustentables, placenteros y balanceados".

Algunos creen que los aderezos para ensalada o la mayonesa son los únicos condimentos con sabor que existen. Sin embargo, según la Facultad de Medicina de la Universidad de Harvard, al sándwich se le puede agregar cebollas, tomates, repollo, morrones verdes, pickles, champignones, pepino y distintos tipos de lechuga. Esto va a "levantar" al sándwich y va a agregar fibras y sabor sin sumar calorías.

Si no se puede abandonar la mayonesa, es preferible elegir las "light". Si se reemplazan 3 cucharadas de mayonesa común por 2 de mayonesa light se pueden bajar de 580 a 310 la cantidad de calorías de una ensalada de atún.

La elección de quesos menos grasos también ayudará a armar un sándwich más sano. Una de las reglas de oro es que los quesos blancos tienden a tener un contenido más bajo de grasas y a tener menos calorías que los quesos amarillos. La muzzarela parcialmente descremada es una gran elección, al igual que los quesos sin grasa o de bajo contenido de grasas que se venden hoy en los comercios. Si se deja de lado una feta de queso Cheddar, se ahorrará 110 calorías y 9 gramos de grasa saturada.

Y hay una sugerencia de cambio para los que se mantienen alejados de los sándwiches porque creen que el pan los hace engordar: "Lo ideal es el sándwich con pan de harinas integrales —afirmó Katz—. Como segunda opción, se puede elegir el pan blanco francés o el árabe, que también tienen bajas grasas".

"El sándwich se desvalorizó porque se le colocan contenidos inadecuados —afirmó Marta César, coordinadora de nutrición y pediatría de la Sociedad Argentina de Nutrición—. Pero puede ser un alimento saludable si se le agrega tomate, lechuga, quesos y ciertos fiambres, como el de pavita o el jamón cocido". Entre los ingredientes que desaconsejó están la panceta, la mortadela y el salchichón, por sus grasas.

Historia

Es curioso que el sándwich que es un alimento tan popular y fácil de hacer tenga un encumbrado linaje en su origen. Es un platillo aristocrático porque su creador fue Sir John Montagnu (1718-1792) cuarto Conde de Sandwich.

Cuentan algunos historiadores que la fecha exacta del nacimiento de este alimento se remite a 1762. El Conde de Sandwich era un personaje con renombre en la política de la sociedad británica, pero tenía una tremenda debilidad: era adicto al juego. Claro que muchos autores dicen que su pasión era el ajedrez pero otros afirman que eran las cartas.

En lo que todos coinciden es que a la edad de 44 años, este conde se pasó 24 horas jugando de una sola sentada. Llegó un momento que el tigre rugió en su estómago y se vio en el grandísimo dilema de suspender la partida o comer. Optó por pedir que le trajeran cualquier cosa para comer en la mesa de juego.

Fue en esa disyuntiva que se alumbró su mayordomo -que en realidad fue el creador pero como no era conde, ya se imaginan ¿verdad? y preparó un pedazo de carne entre dos panes: ¡Eureka! había nacido el sándwich, que este lord se comió con tal desesperación que lo más probable es que haya perdido el juego.

Lo que sí es innegable que su actitud fue imitada por sus compañeros, quienes empezaron a llamar a esta manera rápida de hacer un refrigerio “comer un sándwich”.

Al fin y al cabo aunque perdió en los naipes, lord Sandwich se sintió muy orgulloso de este aporte culinario, así que no dejó de mencionarlo en su testamento, según él como el mejor legado que dejaba a su país.

Y fíjense adonde llega toda esta historia que los herederos actuales del conde tratan de sacar provecho al invento de su antepasado y pretenden ser los proveedores de sándwich para Londres.

El undécimo conde, John Montagnu, tiene como meta ser el rey de esta comida rápida, según El Times este conde afirmó: “Estamos buscando medios de supervivencia. Vivimos en una pequeña finca. Hasta la reina tiene que ganar para vivir”.

Algunas sugerencias

Sándwich enrollado
Unte unas rebanadas finas de pan de molde con un poco de mantequilla, que previamente habrá reblandecido. Colóquelas sobre un paño limpio y húmedo. Ponga encima unas lonchas de jamón o, si se prefiere, de salmón, y enróllelo en el interior de dicho paño asegurándose de que esté bien apretado. Déjelo de este modo hasta el momento en el que lo sirva, proceda entonces a cortarlo en rodajas.

Sándwich abierto
Haga los huevos duros de la forma habitual y deje que se enfríen. Tueste muy ligeramente las rebanadas de pan de molde y luego úntelas con mantequilla. Ponga sobre ellas unas lonchas de queso gruyère o de sándwich. Métalas bajo el grill del horno hasta que el queso empiece a derretirse. Mientras, pele y corte en aros una cebolla, refríalos en un poco de aceite hasta que estén transparentes y escúrralos sobre papel absorbente. Colóquelos entonces sobre el queso derretido y sobre ellos las rodajas de huevo duro. Sírvalo caliente.

Sándwich de ‘roquefort’
Ponga sobre una rebanada de pan de molde tal cual, o tostada muy ligeramente, una hoja de lechuga. Pele y corte en cubitos el tomate y la pechuga de pollo asada (o un resto de pollo sin piel). Desmigaje el queso roquefort y extiéndalo sobre el pan y todo lo demás. Cierre con la otra rebanada de pan y ponga algo pesado y plano encima para conseguir aplastarlo un poco. Córtelo triangularmente y... ¡a la mesa a comer!

Las Mejores Recetas

Jockey club
4 porciones

• 1 pan flauta
• 2 yemas cocidas duras
• 100 g de mayonesa
• sal, pimienta
• 4 hojas de lechuga
• 2 tomates cortados en rodajas
• 2 huevos duros cortados en rodajas
• 2 fetas de queso gruyére

Preparación
Cortar el pan por la mitad, a lo largo. Mezclar en un bol las yemas desmenuzadas con la mayonesa, salpimentar y untar el pan. Rellenar con las hojas de lechuga, sobre éstas las rodajas de tomate sazonadas, los huevos duros y el queso. Armar el sándwich, envolver en papel humedecido con agua fría y luego con un repasador. En el momento de servir, cortar el pan en 4 porciones.

Party
4 porciones

• 1 pan de molde entero descortezado
• 100 g de crema de leche
• 1 lata chica de pasta de jamón
• 100 g de pastrón cortado en rodajas
• 1 lata chica de paté de foie
• 1/2 taza de hojas de berro

Preparación
Cortar el pan por la mitad en 2 capas horizontales. Batir en un bol la crema hasta espesarla y dividir en 2 recipientes. Mezclar una parte con la pasta de jamón y untar una mitad de pan. A la otra agregar el paté y distribuir sobre el pan restante. Rellenar con las rodajas de pastrón y las hojas de berro sazonadas. Armar el pan y servir cortado en rodajas gruesas.

Festivos
4 porciones

• 4 pancitos pebetes
• 100 g de crema de leche
• sal
• pimienta
• nuez moscada
• 2 manzanas ácidas
• peladas y ralladas
• 100 g de jamón glacé
• 2 rebanadas finas de blanco de pavita

Preparación
Abrir los pebetes y extraer un poco de la miga. Batir en un bol la crema hasta espesarla como crema chantilly, sazonar y agregar las manzanas. Untar los pancitos, rellenar con rebanadas de jamón glacé y 1/ 2 de blanco de pavita. Hasta el momento de servir mantener envueltos en papel manteca humedecido para que el pan no se reseque.

París
4 porciones

• 1 pan de salvado
• 2 yemas
• 1 cucharadita de mostaza en polvo
• 1 cucharada de vinagre
• sal
• 1 taza de aceite
• 4 cucharadas de castañas de Cajú saladas y picadas
• 1 pechuga de pollo
• 1 corazón de apio picado

Preparación
Dividir el pan de salvado a lo largo en 3 capas horizontales. Poner en una cacerola las yemas junto con la mostaza, el vinagre, la sal y el aceite. Cocinar en baño de María removiendo con un batidor en forma continua sin permitir que hierva. Retirar del fuego y dejar enfriar. Desmenuzar en un recipiente la carne de ave hervida, agregar las castañas, el apio y la salsa. Rellenar el pan untando en forma abundante cada una de las capas y armarlo. Cortarlo en 4 porciones.

Morenito
4 porciones

• 8 rodajas gruesas de pan de soja
• 1/ 2 taza de salsa tártara
• 4 rodajas de roast beef asado y jugoso
• 4 fetas de queso fresco
• 4 hojas de escarola lavadas y secas

Preparación
Untar las rodajas de pan con la salsa tártara. Doblar las rodajas de carne colocándoles en el centro el queso. Pegar de dos en dos las rodajas de pan poniendo en el medio la carne y las hojas de escarola. Envolver cada sándwich en papel manteca humedecido y mantener en la heladera. Ensartar en palillos de plástico de colores las aceitunas rellenas, las cebollitas y las cerezas. En el momento de servir, quitar el papel de los sándwiches y decorar con la broquetas de aceitunas y cebollitas.

Roseta tentación
4 porciones

• 4 rosetas medianas
• 1 latita de picadillo de carne
• 4 rodajas de salame de Milán
• 4 rodajas de mozzarella
• 2 cucharadas de rabanitos rallados
• 1 taza de lechuga cortada en juliana

Preparación
Abrir las rosetas y untarlas con el picadillo de carne. Rellenarlas con el salame, la mozzarella, los rabanitos y la lechuga sazonada. Armar las rosetas y servir.

Gran canapé marino
4 porciones

• 4 rebanadas de pan alemán
• 1 cucharadita de pasta de anchoa
• 50 g de manteca o margarina
• hojas de lechuga o escarola
• 1 lata chica de atún en aceite
• 1 o 2 huevos duros picados
• 8 langostinos
• 8 rodajas de tomate
• 8 aceitunas negras

Preparación
Untar el pan con la pasta de anchoas previamente mezclada con la margarina y cubrir con las hojas de lechuga o escarola. Escurrir el atún, colocarlo en un bol, desmenuzarlo y distribuir sobre la lechuga. Colocar las rodajas de tomate en el centro y encima los huevos duros. Decorar con 2 langostinos y 2 aceitunas sobre cada canapé.

Gran Canapé Munich
4 porciones

• 4 rodajas de pan inglés (tipo sándwich)
• 1 cucharadita de mostaza
• 4 hojas de escarola
• 4 fetas de fiambre alemán a gusto
• 4 rebanadas de queso enmenthal o gruyére
• 8 rodajas de tomate sazonadas
• 1/2 taza de mayonesa
• 2 cucharadas de crema de leche
• pepinillos
• pickles
• alcaparras
• aceitunas
• cebollitas en vinagre para condimentar la salsa

Preparación
Cortar en rebanadas iguales y quitar la corteza. Untar con la mostaza y cubrir con la escarola. Distribuir fetas de queso y el fiambre elegido. Colocar en un bol la mayonesa, la crema de leche, los encurtidos previamente picados y mezclar. Decorar el centro de cada canapé con 2 rodajas de tomate y bañar con la salsa.

Prentaniere
4 porciones

• 3 rebanadas gruesas de pan lácteo
• 4 cucharadas de salsa golf; 1 lata chica de salmón ahumado
• 8 camarones cortados al medio
• 1/2 cucharada de jugo de limón
• 1/2 taza de blanco de apio picado
• 4 cucharadas de salsa tártara
• 1/2 cucharada de cebollín picado
• cantidad necesaria de mayonesa para untar
• 1 huevo duro cortado en rodajas
• 2 cucharadas de perejil picado

Preparación
Mezclar en un bol la salsa golf con el salmón en trozos y los camarones aderezados con el jugo de limón. Distribuir esta preparación entre dos rebanas de pan para sándwich sin presionar demasiado. Mezclar en un recipiente la salsa tártara con el apio y colocar sobre el pan. Cubrir con la rebanada restante, untar con abundante mayonesa y espolvorear con el perejil. Decorar con las rodajas de huevo duro.

Baviera
4 porciones

• 8 rebanadas gruesas de pan negro descortezado
• 1 morrón en aceite
• 2 huevos duros picados
• 1 cucharada de mostaza
• 1/2 cucharada de cebollín picado
• 4 fetas gruesas de queso de barra
• hojas de berro o apio picadas
• 1 pepino encurtido agridulce picado
• trozos de blanco de huevo duro para decorar

Preparación
Desintegrar en la licuadora el morrón junto con los huevos duros, la mostaza y el cebollín hasta lograr una pasta uniforme. Untar las rebanadas de un solo lado. Pegar de dos en dos colocando en el centro el queso, las hojas de berro o apio y unos trozos de pepino. Decorar con el blanco de huevo y el pepino restante.

Multicolor
4 porciones

• 5 o 6 rebanadas de pan lácteo cortadas gruesas
• cantidad necesaria de manteca
• 2 zanahorias pequeñas ralladas
• 1 remolacha hervida rallada
• 2 cucharadas de perejil o berro picado
• huevos duros
• rabanitos
• aceitunas negras y verdes
• pepinillos en vinagre para decorar

Preparación
Mezclar la manteca con las distintas verduras ralladas en recipientes separados y sazonar.
Superponer las rodajas de pan alternado con los distintos rellenos. Terminar con una rebanada de pan. Untar con manteca sazonada. Decorar a gusto ensartando en palillos los rabanitos, las aceitunas y demás ingredientes picados o cortados en forma de hojas. En el momento de servir cortar 4 rodajas gruesas.

Pasta para untar de anchoas
• Colocar en un bol pasta de anchoas con jugo de limón y abundante queso rallado. Agregar manteca ablandada y mezclar.

De morrones
• Licuar morrones frescos o en aceite previamente asados y quitada la piel. Sazonarlos y mezclarlos con abundante cantidad de mayonesa espesa y huevos duros picados.

De panceta
• Freír rodajas de panceta, escurrir y picar. Colocar en un bol, agregar huevos duros picados y queso petit suisse. Mezclar y untar.

De nueces
• Moler las nueces hasta desintegra, colocar en un recipiente, agregar una cucharada de queso crema y un poco de mayonesa espesa hasta obtener una pasta untable.

Club Sandwich

Ingredientes para 4 personas:
• 12 rebanadas de pan de molde.
• 1 cucharada de mantequilla.
• Mayonesa.
• 1/2 cucharadita de mostaza.
• 1 lechuga cortada en tiras.
• 1 pepino pequeño cortado en rebanadas finas.
• 2 tomates.
• 4 lonchas de jamón serrano.
• Aceitunas verdes.

Preparación
• Tostar ligeramente 8 rebanadas de pan de molde y colocar 4 como base.
• En el bol mezclar 2 cucharadas de mayonesa con la mostaza.
• Untar con mantequilla los dos lados de las rebanadas de pan que no han sido tostadas. Luego proceder de la siguiente forma: en la base tostada poner parte de la carne con mayonesa y un poco de lechuga. Ponerle encima una rebanada de pan untada con mantequilla, y sobre ésta colocar otra vez un poco de mayonesa, más lechuga, una loncha de jamón, una de tomate, algunas rebanadas de pepino y un poco más de mayonesa. Cubrir con las últimas rebanadas de pan tostadas.
• Decorar la superficie con una loncha de tomate y, si se quiere, con una aceituna fijada con un palillo.
• Servirlos en un platito, cubiertos de queso, dejando los sandwiches cuadrados o cortándolos en triángulos.

Volver arriba Volver al Inicio