Warning: embed_me.html could not be embedded.

 

¿Todas las Frutas son Buenas?

Sección - Informes >>

-

Todas las recomendaciones dietéticas insisten en la importancia del consumo elevado de frutas y verduras para lograr una alimentación sana.

 

-


Sin embargo, cada variedad tiene unas características propias que la hacen más o menos recomendable según el tipo de dolencias que se sufran, la edad que se tenga o el tipo de vida que se lleve.

Como principio alimenticio básico puede establecerse que no hay especie frutícola que no guarde propiedades beneficiosas para el organismo. Todas deben formar parte de la alimentación diaria, y lo mejor es variar las especies que se consumen. Para una dieta sana es aconsejable la ingesta de cinco raciones diarias de fruta y verdura.

Por otro lado, cada variedad tiene una composición vitamínica y mineral distinta y, por tanto, puede resultar más o menos adecuada dependiendo de las condiciones de quien la consuma. Especialmente recomendables a cualquier edad, y para cualquier persona, son los cítricos y las frutas rojas, ricas en vitamina C, y las frutas de color amarillo anaranjado, por su alto contenido en betacaroteno, precursor de la vitamina A.
Ambos micronutrientes tienen un gran poder antioxidante, es decir, contrarrestan la acción de los radicales libres y protegen el organismo del deterioro celular. También parece comprobada su acción positiva sobre las defensas y en la prevención de algunos tumores. Es recomendable el consumo de cítricos y frutas rojas para los fumadores, ya que sus necesidades de vitamina C están por encima de la media y precisan un aporte mayor.

Una de las frutas favoritas de los niños es sin duda alguna el plátano. Se trata de una especie deliciosa, muy rica en azúcar y, por tanto, ideal para los más pequeños, que suelen mantener una actividad física intensa. Por la misma razón, es una fruta indicada para los que practican deporte habitualmente, pero la tienen que tomar con cuidado quienes sufran problemas de hiperglucemia, y aquellas personas que deban controlar los kilos de más. Algo similar ocurre con las uvas, que son bastante dulces y aportan una cantidad de calorías más alta que otras frutas, aunque en el apartado de las ventajas, poseen sustancias anticancerígenas, como el resveratrol.

Aunque casi todas las frutas son ricas en fibra, una de las que guardan mayores concentraciones es la manzana, lo que determina que sea apropiada para regular el tránsito intestinal. Especialmente efectivas contra el estreñimiento son el kiwi, que además posee una elevadísima cantidad de vitamina C, la ciruela y a la piña. Frutas igualmente exóticas como el coco y los dátiles, aportan buenas dosis de energía y fortalecen el organismo, aunque conviene tener en cuenta que el primero es rico en sodio, y los segundos contienen tiramina, una sustancia vasoconstrictora. Estos dos rasgos los hacen poco recomendables en caso de hipertensión.

Para las personas que no tomen el agua que deben, cuya cantidad aconsejable es de dos litros diarios, nada mejor que la sandía, rica en el líquido y muy baja en calorías, un aspecto que la convierte en aliada contra el sobrepeso. El apelativo de ligeras también se puede aplicar al melón y la fresa, por poner dos ejemplos.

Más allá de especies, una cuestión fundamental que hace que una fruta sea mejor o peor es su estado de conservación y maduración. Algunas, como el plátano, pasan de ser indigestas a digestivas, dependiendo de si están verdes o maduras. Está claro que hay que intentar tomarlas en su punto y adquirirlas siempre en buen estado, aunque es cierto que su proceso de recolección y conservación suele escaparse de las manos del consumidor.
Un estudio de la Universidad de Harvard reveló que los tomates recogidos en su momento óptimo de maduración son muy ricos en licopeno, sustancia anticancerígena de la que prácticamente carecen cuando están verdes.

Y como lo importante es tomar fruta fresca, nada mejor que acudir a las variedades que se encuentran en temporada. Sean cuales sean sus nutrientes, se tratará de alimentos en el mejor momento del año para ser consumidos, y además, contarán con un precio asequible.

Las propiedades de las frutas

Albaricoque : Equilibra el sistema nervioso y es un eficaz antialérgico. Contiene fósforo, hierro, calcio y vitamina A. Está indicado para combatir la anemia.

Cítricos : Todos los cítricos y especialmente la naranja y el limón son ricos en vitamina C, contiene también minerales como el calcio, fósforo, magnesio y cinc y en en menor cantidad vitamina B1 y ácido fólico. Su consumo habitual fortalece nuestras defensas, mejorando el funcionamiento de nuestro sistema inmunitario. Su fibra nos ayuda a combatir el estreñimiento.

Fresas : Destacan por su vitamina C y por su hierro, pero su consumo no está recomendado en caso de ácido úrico.

Manzana : Es diurética, estimulante y ayuda a eliminar toxinas. Tiene un tipo de fibra suave llamada pectina que le da propiedades saciantes y contiene vitaminas C, B y PP, además de potasio.

Melocotón : Suave, jugoso y azucarado, el melocotón merecería más que la manzana la denominación de fruta prohibida". Tiene una buena cantidad de vitaminas A, B y C y oligoelementos que equilibran el metabolismo. Tiene propiedades suavemente laxantes y diuréticas.

Pera : Calma la tos y la congestión pulmonar. También alivia la gastritis y la ulcera gastrointestinal.

Piña : Contiene dos enzimas digestivas (la bromelia y la papaína) que permite digerir mejor las proteínas. Contiene una gran cantidad de vitamina A.

Plátano : Los hidratos de carbono son en forma de sacarosa, por lo que no es indicado para los diabéticos y su valor calórico es superior a otras frutas 85 calorías por 100 gr. Contiene magnesio, cinc, acido fólico, y vitaminas A y C.

Uva : Para aprovechar sus virtudes es necesario tomar la uva con su piel y pepitas. En la piel se encuentran diferentes sustancias antioxidantes, como las flavonas que protegen a los vasos sanguíneos, previenen la arteriosclerosis y estimulan el sistema inmunitario.

Otra sustancia que contiene la uva es el resveratrol que se ha mostrado eficaz para prevenir el cáncer y las enfermedades cardiovasculares. Recientemente, un grupo de investigadores de la Universidad de Harvard ha demostrado que el resveratrol, que abunda en la piel de la uva negra, es capaz de estimular, las sirtuinas, unas enzimas celulares que retrasan el envejecimiento y que podrían prevenir enfermedades geriátricas como el Alzheimer.

La uva de mesa contiene agua en un 80% y azucares (glucosa y fructosa) en un 18%. Estos azucares se absorben rápidamente, proporcionando energía rápida e inmediata. Se puede decir que la uva es un excelente recuperador energético, que deportistas, niños y jóvenes pueden y deben utilizar. Sin embargo, por su alto contenido en azucares no es aconsejable para los diabéticos.

Los principales minerales que encontramos en la uva son el potasio y el hierro (0,50 mg por 100 gr) y en menor medida magnesio, selenio y cinc. Entre las vitaminas destacan la B1, B6 y C.



ARTICULOS RELACIONADOS
Cuando Comer Fruta
Propiedades de las Frutas
¿Las Frutas Engordan?
La Naranja
Las Frutas Orgánicas

Warning: embed_me.html could not be embedded.

Warning: embed_me.html could not be embedded.
Warning: embed_me.html could not be embedded.