Cocina & Salud > Fitoterapia

Diabetes: las propiedades del té de yacón

Flor de yacón
El uso de las hojas de yacón como té medicinal es un hábito que ha surgido orientado al tratamiento de la diabetes.

El yacón es una hierba perenne que crece de 1.5 a 3 m de alto con hojas verde-oscuro similares al apio. Cada planta forma una mata subterránea de 4 a 20 grandes y carnosas raíces tuberosas.

El yacón es un miembro de la familia de los girasoles y mientras crece en los cálidos, templados valles de los Andes, puede ser encontrado en altitudes de hasta 3200 metros. Es nativo de las bajas regiones de los Andes y de los bosques nublados de América del sur y puede ser encontrado en Perú, Ecuador, Bolivia, y Colombia. Ahora es cultivada ampliamente por sus raíces comestibles en toda la América de sur andina y estuvo siendo exportada a Japón, Taiwán, Nueva Zelanda, la República Checa, e inclusive a los EE.UU. como un novedoso cultivo de raíz comestible.

Los tubérculos frescos de yacón son crujientes y jugosos con un delicado sabor reminiscente a la manzana o al melón y una dulzura sorpresiva que aumenta con el estacionamiento. Usualmente se comen crudos, (frescos o secados al sol) o al vapor, horneados, asados, o licuados como jarabe. En los Andes peruanos donde la producción de yacón está floreciendo, uno puede encontrar yacón procesado en casi todos los mercados locales… desde jarabe para panqueques, a bebidas suaves, mermelada, cereales para el desayuno, y budines.

Usos medicinales

En los primeros períodos evolutivos, los granjeros andinos ya habían reconocido el valor del yacón como una cosecha alimentaria cultivable. El yacón fue descubierto en tierras de entierro de muchos siglos antes de los Incas. El primer registro escrito del yacón fue en 1615 cuando Felipe Guaman Poma de Ayala lo incluyó en una lista de 55 cultivos nativos cultivados por los Andinos.

En América del Sur en los sistemas de medicina herbal los tubérculos son tomados crudos como diurético para problemas de riñón y vejiga mientras que decuecen las hojas para cistitis, hepatosis, y nefrosis en Bolivia. En Perú, las hojas son preparadas formando un cálido cataplasma y usado externamente para mialgia y reumatismo. En Brasil las hojas de la planta son preparadas formando un té como remedio natural para la diabetes.

Quimicos vegetales

La raíz o el tubérculo del yacón son una fuente rica (hasta un 67%) de fructooligosacaridos (FOS). Estos compuestos ayudan a dar al tubérculo su sabor dulce sin embargo la mayoría de estos tipos de azúcar no son fácilmente digeridos o metabolizados por humanos. Por esta razón, el yacón muestra mucha promesa como una comida para diabéticos y como una base para endulzantes bajos en calorías. Estos oligofructanos han sido clasificados recientemente como “prebióticos”. Ya que ellos no son digeridos en el tracto gastrointestinal humano, son transportados al colon donde son fermentados por una especie seleccionada de micro-flora intestinal (especialmente Bifidobacterium y Lactobacillus) y ayuda a balancear la flora intestinal y ayuda a la digestión. Un estudio de laboratorio sugiere que el efecto prebiótico de extractos de tubérculo de yacón durante el proceso de fermentación aumenta la producción natural de beta-glucanos que actúan como inmuno-estimulantes no específicos.

Además de estos compuestos dulces, los tubérculos de yacón también son ricos en fructosa libre, glucosa y sucrosa así también como en inulina y almidón. Ambos el tubérculo y las hojas de la planta contienen ácidos clorogénico, ferúlico y cafeico que se conoce que proveen un efecto antioxidante. Ciertos lactonas sesquiterpénicas que pueden ser encontradas en las hojas de las plantas de yacón han evidenciado acciones antibacterianos y antimicóticas en estudio de laboratorio.

Otros químicos documentados en el yacón incluyen: y-cadinene, caffeic-acid, 3-caffeoylquinic-acid, chlorogenic-acid, 2,4-dicaffeoylaltraric-acid, 2,5-dicaffeoylaltraric-acid, 3,5-dicaffeoylaltraric-acid, 3,5-dicaffeoylquinic-acid, enhydrin, ferulic-acid, fluctuanin, gallic-acid, gentisic-acid, inulin, melampolides, oligofructans, beta-pinene, protocatechuic-acid, rosmarinic-acid, sonchifolin, tryptophan, 2,3,5-tricaffeoylaltraric-acid, 2,4,5-tricaffeoylaltraric-acid, y uvedalin.

Actividades biologicas e investigacion clinica

Hojas: La acción hipoglucémica de las hojas de yacón ha sido demostrada en estudios de laboratorio con ratas normales y diabéticas por investigadores en Argentina. Una decocción de las hojas de yacón reportó producir un significante decrecimiento en los niveles del azúcar en sangre en ratas normales cuando se la administraba por inyección u oralmente. En pruebas de tolerancia de glucosa, una sola aplicación de la decocción de la hoja, redujo los niveles de glucosa en el plasma en ratas normales. En contraste, una sola aplicación oral o inyectable de la decocción de las hojas de yacón no produjo efecto alguno en los niveles de la glucosa en el plasma en ratas con condición diabética inducida en el laboratorio. Sin embargo, la administración de una dosis menor de té de la hoja en vez de agua por 30 días produjo un significante efecto hipoglucémico en ratas con condición diabética inducida en laboratorio. El mecanismo de acción de estos extractos de la hoja fueron como los de la insulina en el modo que afectaron al metabolismo de glucosa. Un estudio in vitro reportó que las hojas también tienen acciones antioxidantes así también como una acción protectora del hígado por reducir el daño de radicales libres en células hepáticas de ratas (causado por alcohol).

Tubérculos: En un estudio oral de 4 meses con ratas, investigadores en Argentina reportaron que 340 mg y 6800 mg de raíz de yacón dadas oralmente a ratas dos veces al día no evidenciaron acción hipoglucémica o de descenso del azúcar en sangre, ni tampoco evidenció ninguna toxicidad.

Usos práctivos actuales

Mientras que la raíz del yacón está siendo comercializada actualmente a diabéticos y personas en dieta… ningún efecto de descenso de la azúcar en sangre ha sido publicado en humanos o animales para los tubérculos (solo las hojas). Porque contiene un tipo de azúcar que no es metabolizada (también es mucho menor en calorías), es ciertamente un sustituyente endulzante del azúcar regular para diabéticos y personas en dieta. Los consumidores deberían estar alerta que sin embargo, la raíz del yacón no ayudará a los diabéticos a disminuir o mantener los niveles de azúcar en sangre como algunos lo están tratando de vender (y en realidad el tubérculo no contiene glucosa y fructuosa).

Hoy en día en mercados locales andinos la raíz de yacón es considerada una fruta y es vendida con otras frutas como el ananá o las manzanas (no en la sección tan larga y diversa de papas del mercado). Los tubérculos tienen un sabor dulce maravilloso que mejora cuando se seca al sol hasta que la piel se arruga un poco. Entonces son peladas y comidas con la mano, cortadas en ensaladas, y cocinadas al vapor o freídas. Los tubérculos también son exprimidos y luego concentrados en jarabes y endulzantes (como el jarabe oscuro de maíz) o luego secado y concentrado para producir bloques sólidos dulces de color marrón oscuro llamados chancaca. Aquí en los EE.UU. varios jarabes de la raíz de yacón relativamente nuevos están disponibles ahora en locales de comida saludable y mercados de productos naturales como una alternativa baja en calorías para jarabes de maíz o melazas. Pruébelos... son geniales!

Desafortunadamente, también hay una o dos capsulas de raíz de yacón en el mercado hoy en día que están haciendo reclamos o señalando a los estudios de regulación del azúcar en sangre, y/o acciones anti-microbianas que solo pertenecen realmente a las hojas de yacón y no a la raíz/tubérculo. Si uno toma raíz de yacón en forma de capsulas, el único beneficio real es como un prebiótico para ayudar a la bacteria de la flora intestinal y posiblemente aumentar la producción natural de beta-glucanos inmuno-estimulantes (pero ciertamente necesitará mucho más de una o dos capsulas de 500 mg… recuerde que ellos comen el tubérculo por libra en los Andes, y no por gramo). Para ayudar al metabolismo del azúcar en sangre, busque hojas de yacón en capsulas o simplemente hojas secas y cortadas que se venden en paquetes. Hay solamente un puñado de productos para elegir del mercado de EE.UU. ya que es un remedio natural relativamente nuevo para este país

Ficha de las hojas de yacón

Principales Acciones (en orden): hipoglucemia, antioxidante, antibacteriano, antimicótico, protector hepático

Principales Usos (hojas):
• para diabetes y azúcar alta en sangre
• como un tónico para el hígado y para problemas del hígado
• como un antimicrobiano para el riñón e infecciones de vejiga
• como un antioxidante (especialmente para el hígado)

Propiedades/Acciones Documentadas por la Investigación: antibacteriano, antidiabético, antimicótico, antioxidante, hepatoprotector (protector del hígado), hepatotónico (tónico para el hígado), inmuno-estimulante,

Otras Propiedades/Acciones Documentadas por Uso Tradicional: antidiabético, estomacal (ayuda digestiva)

Preparación Tradicional: Las hojas son tradicionalmente preparadas como una decocción y tomada en dosis de 1 taza o 2, 3 veces al día.

Interacciones con drogas:Las hojas mejorarán los efectos de la insulina y drogas diabéticas.

Volver arriba Volver al Inicio