Cocina & Salud > Salud & Alimentos

El Resveratrol oxigena tu cerebro

El Resveratrol oxigena tu cerebro
Estudios, realizados por destacados científicos de todo el mundo, demuestran rotundamente que el Resveratrol otorga diversos beneficios en la salud, especialmente oxigenando las células.

El cerebro recibe un 25% del oxígeno del cuerpo, pero no puede almacenarlo. Las células del cerebro requieren un aporte constante de oxígeno para mantenerse sanas y funcionar correctamente.

Un estudio publicado en la revista American Journal of Clinical Nutrition ofrece evidencia de que el resveratrol puede ayudar.

Aumenta el flujo sanguíneo cerebral y la oxigenación

En este estudio aleatorizado, doble ciego, controlado con placebo, se realizo a 22 adultos sanos que recibieron 2 dosis (250 mg y 500 mg) de trans-resveratrol.; resultó, dependiente de la dosis de resveratrol, de un aumento de flujo sanguíneo cerebral. También hubo un aumento de deoxihemoglobina después de dos dosis de resveratrol, el cual sugiere una mayor extracción de oxígeno.

Otros estudios han demostrado que el resveratrol puede apoyar la dinámica de la insulina, la inflamación y ayudar a combatir la degeneración acelerada. Su médico le puede sugerir, con razón, el resveratrol si el deterioro de la perfusión cerebral está contribuyendo a sus problemas cognitivos, emocionales o físicos.

Acción del resveratrol en problemas cerebrales

Una de las teorías científicas con mayor auge y credibilidad, describe que una gran parte de las enfermedades, y padecimientos que afectan al ser humano, proviene de un funcionamiento incorrecto de la mitocondria que contienen las células vivas. La mitocondria, es una diminuta estructura, que se encuentra presente en todas las células que componen la materia de un ser vivo, tiene como función principal convertir los nutrientes en un compuesto rico en energía llamado Trifosfato de Adenosina, conocido también por sus siglas en inglés como ATP, que actúa como combustible celular. Por esta función de oxigenación que desempeñan las mitocondrias, se les conoce como “el motor” de toda célula, ya que gracias al desempeño de las mitocondrias, la célula puede realizar su función metabólica, como la auto-reparación y eliminación de deshechos celulares. Aproximadamente el 90% de la oxidación corporal se lleva a cabo dentro de la mitocondria.

Pues bien, cuando una enfermedad ataca al cuerpo humano, la mitocondria filtra protones, es decir, no puede realizar adecuadamente su función de generar energía y oxigenación para la célula, y no pueden extinguir o eliminar los radicales libres que se generan por medio de la respiración celular, lo cual ocasiona una fuga de átomos de la mitocondria, y se presenta cierta modificación en la estructura de ADN, así como de la misma célula, que en cuanto detecta a la enfermedad, requiere una función óptima de la mitocondria, que en ciertos trastornos no se obtiene.

Se sabe que las enfermedades mitocondriales son padecimientos con síntomas muy diversos, que complican su diagnóstico exacto, sin embargo, se caracterizan por una alteración en las etapas finales del metabolismo oxidativo mitocondrial. De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, la prevalencia de estas enfermedades mitocondriales es de 2 personas por cada 10 mil habitantes.

Aunque las mitocondrias se localizan en todas las células que nos componen como seres humanos, se ha encontrado que existe una mayor cantidad en el cerebro. El número de mitocondrias en las células de nuestro cuerpo varía de acuerdo a la cantidad de trabajo que la célula lleva a cabo. En el caso de nuestras neuronas la cantidad de mitocondrias en cada célula es sumamente elevada ya que las neuronas llevan a cabo una labor muy intensa.

Otros estudios de referencia

En investigaciones específicas, para proteger a las células del cerebro de su destrucción y de un colapso mitocondrial, se encontró como resultado que una dieta fortificada con resveratrol mejora la capacidad para aprender y memorizar.

El Resveratrol también protege a las células cerebrales, de acuerdo con estas investigaciones, ayudando al proceso de oxigenación de la mitocondria, evitando en cierta medida la pérdida de células cerebrales durante un padecimiento como por ejemplo la apoplejía cuando el suministro de oxígeno al cerebro se deteriora.

Por otra parte, en cuanto a las enfermedades demenciales, cada vez más comunes, y que afectan de acuerdo con la Secretaría de Salud, al 30% de las personas mayores de 60 años; se sabe que la Beta-Amiloide, es una placa que se desarrolla en el cerebro de personas que presentan Alzheimer y de adultos de la tercera edad. Durante un estudio de cultivo de laboratorio, las células cerebrales mojadas en Beta-Amiloide, experimentaron una oxidación mayor, así como la muerte de las células, un proceso destructivo que se encontró es capaz de interrumpirse con la administración de Resveratrol. Otro estudio de laboratorio también confirma que el suministro de Resveratrol previene el daño en cierta medida al ADN de las células cerebrales.

los estudios aplicados en animales, establecen que el Resveratrol protege al cerebro del deterioro mental, disminuyendo la posibilidad, en cierto grado de padecer una enfermedad demencial. Sin embargo, es importante aclarar que en estos estudios se utilizó el equivalente a la dosis en seres humanos de 500/700 miligramos de resveratrol, el cual va mucho más allá del consumo alimenticio, es decir, del que puede encontrase en una sola copa de vino, ó incluso en varias botellas.


Bibliografía recomendada:
1 Zini R, Morin C, Bertelli A, et al, Effects of resveratrol on the rat brain respiratory chain, Drugs Exp Clin Res 1999; 25: 87-97.
2 Zini R, Morin C, Bertelli A, Bertelli AA, Resveratrol-induced limitation of dysfunction of mitochondria isolated from rat brain in an anoxia-reoxygenation model. Life Sci. 2002; 71: 3091-108.
3 Jang JH, Surh YJ, Protective effect of resveratrol on beta-amyloid-induced oxidative PC12 cell death, Free Radical Biology Med 2003; 34: 1100-10.
4 Russo A, Palumbo M, Aliano C, et al, Red wine micronutrients as protective agents in Alzheimer-like induced insult, Life Science 2003; 72: 2369-79.
5 Sharma M, Gupta YK , Chronic treatment with trans resveratrol prevents intracerebroventribular streptozotocin induced cognitive impairment and oxidative Estrés in rats, Life Sci 2002; 71: 2489-98.
6 Tredici G, Miloso M, Nicolini G Resveratrol, map kinases and neuronal cells: might wine be a neuroprotectant? Drugs Exp Clin Res 1999; 25: 99-103.
7 Truelsen T, !“udium D, Gronbaek M, Amount and type of alcohol and risk of dementia: the Copenhagen City Heart Study, Neurology 2002; 59: 1313-19.
8 Chan YC, Wang MF, Chang HC, Polygonum multiflorum extracts improve cognitive performance in senescence accelerated mice, Am J Chinese Med 2003; 31: 171-79.
9 Red-Wine Pill by Bill Sardi

Volver arriba Volver al Inicio