Cocina & Salud > Salud & Alimentos

El Guaraná (Paulina Cupana)

Es un arbusto originario del Amazonas, cuyas semillas son muy ricas en cafeína y otras sustancias estimulantes.

El guaraná viene siendo utilizado por los Indios de Brasil desde tiempos remotos por sus múltiples efectos beneficiosos.

A efectos terapéuticos y como complemento, se emplean sus semillas, desprovistas de la cubierta externa o tegumento. En general, se tuestan y se pulverizan, con lo que se obtiene un polvo de color marrón, muy rico en cafeína, teobromina y taninos.

¿Cuáles son sus propiedades?

La cafeína es una sustancia que estimula el sistema nervioso central y que provoca la liberación de adrenalina. De este modo, prolonga el estado de vigilia y por otro lado, aumenta la capacidad de realizar esfuerzos físicos. Además, produce estimulación cardiaca y dilatación de vasos sanguíneos. Por otro lado, aumenta la secreción ácida gástrica y la diuresis (la producción o volumen de orina).

¿En qué situaciones está especialmente indicada o desaconsejada como complemento de la dieta?

En caso de cansancio físico o astenia y fatiga. Como tónico y estimulante general, también es adecuado en caso de decaimiento o bajo estado de ánimo.

Contraindicaciones

Su empleo está contraindicado en caso de intolerancia a la cafeína, en personas con alteraciones cardiovasculares graves, gastritis y úlcera, epilepsia, insomnio, así como en caso de embarazo o lactancia y en niños. Es importante tener en cuenta que no se debe asociar su empleo con otros estimulantes (ginseng, café, mate, etc.) o tranquilizantes.

Efectos Secundarios

El empleo de guaraná puede provocar insomnio y nerviosismo, en función de la sensibilidad individual. Además, si se toma de modo prolongado, puede producir adicción en algunos casos.

Modos de presentación:

En general se encuentra en polvo y en comprimidos. Antes de tomarlo, se debe recurrir al consejo de un profesional para establecer la dosis y tiempo de duración más adecuados del tratamiento de modo individualizado.

No se recomienda su administración antes de acostarse, debido a que la cafeína puede dar lugar a insomnio.

Cafeína, ¿la gran culpable?

La cafeína es una sustancia sólida, amarga y soluble. Contrario a la creencia popular, la cafeína no sólo se encuentra en el café, sino que muchos otros productos la contienen, como los refrescos de cola, el té, el mate, el chocolate y el guaraná, de manera, que este componente es muy accesible.

A dosis moderadas, la cafeína produce efectos agradables en el organismo. Es un tónico cardíaco, lo que conduce a un pulso más amplio y fuerte y a un aumento temporal de la tensión arterial. Por otra parte, actúa sobre el sistema nervioso, por lo que facilita el trabajo intelectual y la actividad muscular.

Estos efectos se pueden considerar como provechosos, pero fácilmente se pueden tornar en perturbaciones importantes -ansiedad, excitación, insomnio, delirio, alucinaciones y temblores- cuando el consumo de cafeína aumenta notablemente.

No obstante, la cafeína no constituye el único motivo de preocupación. Algunos investigadores están inquietos por la aparición de nuevas bebidas con sustancias estimulantes como ginseng, guarana, taurina o efedrina. No hay que olvidar que la mezcla de cafeína y efedrina puede provocar problemas cardiacos. Conviene tener en cuenta también que algunos productos de esas características poseen una elevada cantidad de taurina (un aminoácido), cuyos efectos a largo plazo no han sido estudiados hasta el momento.

Por otra parte, frente a quienes sostienen que esos productos no son nocivos si el cuerpo esta bien hidratado, no faltan voces que afirman que la combinación de esas bebidas con el alcohol es un cóctel explosivo de efectos retardados para el organismo, dado que supone mezclar estimulantes con depresores del sistema nervioso.

A falta de investigaciones de mayor profundidad y alcance, lo aconsejable es moderar el consumo de esas bebidas, procurar no mezclarlas con alcohol, beber agua para evitar la deshidratación e intentar estar informados sobre los estudios que se vayan elaborando sobre sus efectos a corto, medio y largo plazo.

Usos del Guarana

Tradicionalmente, una vez recolectados los frutos, las semillas se separan y almacenan hasta la fermentación del arilo, que luego es extraído. En seguida son tostadas y se les quita el tegumento, para hacer un polvo fino de las semillas. Los indios dicen que este polvo puede curar muchas enfermedades. El guaraná es usado como ingrediente en algunas gaseosas y bebidas energizantes.

También se lo emplea como suplemento dietario para promover la salud y la pérdida de peso. La gente indígena de la selva tropical amazónica utiliza la semilla machacada del Guaraná como una bebida y como medicina.

Guaraná se usa para tratar diarrea, disminuir fatiga, reducir el hambre, y para ayuda en la artritis. También tiene una historia de uso en resacas por abuso del alcohol y los dolores de cabeza relacionados con la menstruación.Las semillas tostadas son la base de una bebida refrescante y energética.

Volver arriba Volver al Inicio